Las leyes naturales son en principio:


-La ley principal:  Causa y Efecto, esta ley gobierna todo lo que existe, pues fuimos creador bajo el nombre Elokim( restricción, rigor y juicio), en un mundo de Tikun(reparación). Es decir, toda consecuencia obedece a una causa, nada es casualidad. El Sagrado Ari afirmó que hasta cruzar una mirada con otra persona  es producto de una reparación que hacer, de una causa. Aquí no hay víctimas, pero sí hay verdugos porque somos instrumentos de juicio del sistema. Como estudiantes de Kabalah, debemos tener como objetivo principal, pasar a ser invisibles para que el sistema nos utilice para esta función. Por tal razón cuidar del otro, incluye cuidar no hacer nada que provoque que el otro haga un juicio sobre nosotros. Esto es una halajá(una ley). Esto quiere decir, que si somos elementos de juicio, pagaremos por ello con la misma moneda con la que provocamos juicio.


-Luego tenemos la ley de correspondencia, que dice que toda la beneficencia está relacionada con el mérito de cada quien. Nada se pierde, todo llega a quien le corresponde en el momento perfecto y lo que es arriba es igual abajo. De aquí se genera que la parnasa, el poder, el mazal(la suerte) y todo lo que nos permite accionar en este mundo se obtiene con méritos y no con trabajo.


-Seguidamente tenemos la ley de gravedad que tiene un connotación espiritual sobre todo para los alimentos y para el proceso de transmigración de almas, pues la tierra es un imán y por eso nosotros tendemos a caer. También por eso nos cuenta mucho elevar nuestro Nefesh(nuestra animalidad). En este sentido tenemos que ser como los árboles, que crecen oponiéndose a esta ley natural, el árbol busca el cielo constantemente.


-Tenemos otra ley llamada la ley del péndulo, porque a veces estamos en alto y todo nos sale bien y a veces estamos abajo. Esto está diseñado porqué estamos aquí para vencer los desafíos. No existe una vida sin obstáculos, el asunto es como los experimentamos. Cuando sabemos que son una ley, sabemos que tenemos que vivir con ellos para poder templarnos, para extraer fuerzas de ellos, así que dejamos de victimizarnos y comenzamos a ver la desgracia como una oportunidad.  


-Tenemos las leyes de frecuencia que nos explica que todo lo que existe es información que circula en ondas de frecuencia y estas se casan solo con las ondas que están en su misma banda de frecuencia, por lo tanto la baja frecuencia no puede casarse con la alta. Así que la envidia, el mal de ojo, artes mágicas que son energías de bajas frecuencias, no pueden tocar a una persona que este en alta frecuencia.


-Tenemos la ley de la mente, la cual explique en la anterior parasha. Es decir, decimos todo es mente cosa muy cierta, pero en la mente hay pensamientos y en ella también hay la materia prima de la formación que se llama la imaginación, la cual se diferencia del pensamiento porque esta utiliza imágenes. En cambio la mayoría de los pensamientos son indetectables. Tenemos 60 mil al dia y no captamos ni el 10%. Por lo tanto esta ley nos enseña que si bien los pensamientos son etéreos, la imaginación tiene sustancia y es con ello que creamos la forma que luego la materia va adquirir, cosa que sí podemos controlar.

Necesitamos entrenarnos, pero es posible. Tenemos que saber que todo lo que nos gusta y lo que no nos gusta de lo que hay en nuestra vida fue creado con esta materia prima. Lo importante de la imaginación es que una imagen se construye con información mental y con emociones. La unión de estas dos dimensiones crean la materia.


-También tenemos las leyes del espacio tiempo: de acuerdo a la kabalah todo tarda 40 días y 40 noches para manifestarse. Es decir, nuestras oraciones, nuestras visualizaciones, solo requieren 40 días y 40 noches para concretizarse. Todo el resto del tiempo que tardamos en materializar obedece a juicios, a falta de entrenamiento o a falta de deseo. Esta ley esta creada solo para que tengamos el tiempo de cambiar los decretos de juicio que generamos. Como se cambian? Aplicando Jesed. Dar, amar, la generosidad, la clemencia, la bondad, la hospitalidad, la tzedaká, etc.


-Y la última Ley se llama la Ley de la Renovación. No hay nada estático, en Maljut todo tiene un ciclo de nacimiento, desarrollo y muerte, pero así mismo la vida se abre paso por sí misma. El universo está creado como una máquina que está en constante producción y que no se detiene nunca. Es nuestra potestad ver este ciclo que es un eterno comienzo, o verlo como un eterno fin. En donde pongamos nuestra visión(en el renacimiento o en la muerte) allí estará nuestra energía. Lo que se acaba, le da paso a lo que nace, así que en realidad nada acaba, solo se transforma.


Si podemos entender que estas leyes son inmutables y que toda la materia obedece a ello lo cual nos incluye, podemos tener más control sobre nuestras vidas. En lo personal creo que la época más frustrante de mi vida fue cuando sentía que yo era víctima de un destino cruel, en el que yo no participaba en lo absoluto. IGNORANCIA PURA, claro está. Pero así comenzamos todos y esa etapa es necesaria para comenzar a buscar respuestas.


Con esto me despido agradeciendo a Ana por permitirme compartir la respuesta y esperando que les sea de utilidad.

Un Abrazo

Maciel

Por otro lado, sabemos que la tzedaka y el diezmo son luces disponibles que aumentan nuestra capacidad de generar sustento. Por tal razón permitir que  los otros colaboren para el mantenimiento de la pag de Kabalah Renovada y con los proyectos de expansión que tenemos es una mitzva, pues los hace partícipe de la beraja que recibimos al compartir los secretos de la kabalah que se hacen a través de esta pag que trae bienestar a muchas personas. Por eso les dejo el link de paypal a través del cual pueden hacer sus donaciones. Mil gracias de antemano y que las luz del creador multiplique al infinito su generosidad.

Sabemos que los controles de la moneda y controles cambiario han dificultado el proceso de diezmo del grupo que estudia en Venezuela y dado que diezmar y dar tzedaká para difundir el verdadero estudio de la Kabalah trae beraja, mi hermana me dejó disponible una cuenta local para la gente de Venezuela que me han expresado su deseo de colaborar con nosotros en moneda local. Ella se encargará de transmitirme sus donaciones. Solo les pido que me informen en privado a kabalahrenovada@gmail.com para llevar un control preciso de ello.  Mil gracias de antemanos a todos por ser partícipes de la difusión y expansión de Kabalah Renovada.

 

 

 

BANCO NACIONAL DE CRÉDITO

 

CUENTA CORRIENTE NÚMERO 0191 0078 26 2178015371 A

TITULAR: LUCIA COLOMBO. C.I. 8.691.483



Si deseas formar parte de nuestro grupo de estudio de Whatsapp o de Telegram, escribenos a kabalahrenovada@gmail.com para enviarnos tu número de teléfono completo, incluyendo el código del país en donde vives. Whatsapp o Telegram son el medio más directo, completo  y detallado de compartir nuestra enseñanza.  También puedes dejarnos tu dirección email a través del cual recibirás solo la parasha de la semana o puedes seguirnos por facebook.

 

Escribir comentario

Comentarios: 0

Atención: Los campos marcados con * son obligatorios.

Kabalah Renovada 2015

 

kabalahrenovada@gmail.com